El Paquete de Estímulo Económico deja fuera a los inmigrantes, pese a su importante contribución a la economía de Estados Unidos, considera CHIRLA, la mayor organización pro-inmigrante

Trabajadores inmigrantes del valle de San José. Foto-Cortesía: rosanjose.iom

LOS ANGELES, CA.- El financiamiento de Emergencia por el COVID-19, deja a los inmigrantes fuera mientras se mantienen en el trabajo, indicó la Coalición por los Derechos de Inmigrantes Humanitarios, CHIRLA, por sus siglas en inglés.

CHIRLA, el mayor defensor de inmigrantes en California, expresó “su alivio de que la Cámara de Representantes y el Senado parezcan acordar un amplio paquete de ayuda de $ 2 billones para lidiar con COVID-19, allanando el camino para finalmente comenzar a proporcionar los ventiladores, el equipo de protección personal y el espacio de cama que requiere esta pandemia”.

- Advertisement -

Y agregó: “Que los republicanos y los demócratas estén de acuerdo con esta ayuda crítica es alentador, pero excluyeron a los inmigrantes, que pagan impuestos y forman parte de las tropas de choque que se ocupan de esta emergencia de salud nacional en nuestras unidades de cuidados intensivos, en nuestros campos de cultivo y en nuestros hogares. Si los inmigrantes son vulnerables, todos nosotros somos vulnerables”, indica en un reporte de prensa la organización activista con sede en la ciudad de los Ángeles, California”.

En este sentido, Angélica Salas, Directora Ejecutiva de CHIRLA afirmó que «Los inmigrantes son el 16.5 por ciento de aquellos que atienden a pacientes con COVID-19 en hospitales y en nuestros hogares. Continúan recogiendo nuestros cultivos para garantizar la seguridad alimentaria del país. Son el 18.2 por ciento de aquellos que entregan comidas, medicinas, suministros y servicios a esos confinados en la casa por órdenes de refugio en el lugar Mientras muchos de nosotros nos quedamos en casa, ellos se quedan en el trabajo para protegernos a todos”.

Salas recordó que «el presidente Trump dijo que el estado migratorio no prohibiría a las personas someterse a las pruebas o el tratamiento de COVID-19. Dijo que no expondría a las familias a las infecciones enjauladas o deportadas. Debe cumplir esas promesas que salvan vidas, por el bien de todos nosotros”.

«Los trabajadores con DACA y TPS no califican para la cobertura de Medicaid en la mayoría de los estados. Si contratan COVID-19, irán a las salas de emergencia, haciendo hincapié en ese recurso aún más. Debemos permitir que los gobernadores usen dólares de MediCaid para extender la cobertura a estos trabajadores para que todos podamos estar a salvo”, advirtió.

En el plano económico, la dirigente y activista manifestó que “la crisis del coronavirus está dañando desastrosamente la economía. Los trabajadores presentaron casi 3.3 millones de reclamos por beneficios de desempleo este mes, rompiendo récords anteriores. Y no sabemos el alcance total del daño a los trabajadores inmigrantes, obligados a permanecer en la sombra, todos los mientras apuntalamos nuestra economía. Este paquete no será suficiente y el próximo debe incluir inmigrantes”.

«Este no es el momento de señalar con el dedo o jugar favoritos con camas de hospital, ventiladores o asistencia monetaria a los trabajadores. COVID-19 no discrimina en función de la situación migratoria o la riqueza. Los gobernadores, alcaldes y expertos en salud pública lo saben. . Es hora de que Trump se quite la máscara de los ojos y se una al resto de nosotros para aplanar la curva. Hacemos un llamado al Congreso para que lo ayude a despertar a esta realidad innegable», expresó la dirigente de CHIRLA.