Mascarillas faciales; elige la que más se adapte a tu tipo de piel para aprovechar mejor sus ingredientes

0
134
Es recomendable dedicarle al menos una hora al día al cuidado del rostro. Foto: vix.com

SAN DIEGO.- No obstante que en la actualidad su variedad es ilimitada y una las puede encontrar hasta en el supermercado, lo cierto es que desde hace milenios la mascarillas faciales son utilizadas por las mujeres (y muchos hombres)  como uno de los tratamientos de belleza y rejuvenecimiento.

La industria cosmética produce hoy en día una gama inagotable de mascarillas diseñadas para todos los gustos y para cada tipo de piel. Por su parte, los salones de belleza ofrecen trato personalizado a sus clientas.

Claro que también está la opción de los tratamiento caseros que muchas veces son más efectivos por la utilización de ingredientes naturales, lo que además representa un ahorro de dinero.

Además del aspecto meramente estético, las mascarillas para el cutis contribuyen a la higiene del rostro ya que implican una limpieza profunda de los poros y los tejidos. Los nutrientes alimentan las células de la piel que de paso recibe un saludable masaje durante el proceso.

Algunos de los ingredientes de las mascarillas que más favorecen a la salud del rostro y retrasan el envejecimiento son los aceites y esencias, las frutas, avena, té y cierto tipo de vegetales.

Si usted ha decidido aplicarse la mascarilla le presentamos a continuación siete pasos para que obtenga los mejores resultados:

-Se aplica sobre la cara con las yemas de los dedos sin deslizarlos por el rostro, su aplicación debe de ser con ligeros golpecitos en cada espacio de la cara. Con mucho cuidado, pues la piel del cutis es muy sensible y delicada.

-Se debe dejar que la mascarilla actúe alrededor de 15 a 20 minutos y con pañuelo o toalla pequeña húmedos se va quitando poco a poco.

-Con un poco de agua para refrescar (puede ser algo tibia o solo fresca) se hace un lavado y con ello se cierran los poros de la piel.

-Se recomienda usar un tónico como el agua de rosas para que los poros cierren con mayor rapidez.

-Después de un rato se puede aplicar la crema que se usa para hidratar la piel.

-La piel del rostro debe estar completamente limpia.

-Si es posible exfoliarse la piel antes de aplicar la mascarilla, el beneficio es mayor.

Es recomendable dedicarle al menos una hora al día al cuidado del rostro. Hay que lavarlo cuidadosamente antes de aplicar una mascarilla para eliminar el sudor y la contaminación.

Un último consejo: aunque las mascarillas son una excelente manera de consentir nuestra cara, es preferible dejar descansar la piel algunos días antes de una nueva aplicación.