Cáncer de páncreas; la pérdida repentina de peso es un síntoma de esa terrible enfermedad, descubren investigadores

En esta gráfica se puede apreciar la ubicación de un páncreas sano en el organismo. Foto: cancer.gov.

SAN DIEGO.- El cáncer pancrático es la cuarta causa de muerte en este país y sus princiales factores de riesgo son el fumar y el padecimiento crónico de la diabetes. Aunque es muy difícil detectar esta enfermedad, un grupo de científicos han desubierto que la pérdida repetina de peso corporal debe ser motivo de alerta ya que es uno de sus síntomas.

“Un síntoma temprano del cáncer de páncreas es una pérdida profunda de peso que puede preceder al diagnóstico de la enfermedad. La pérdida de peso también ocurre en otros tipos de cáncer, y a menudo se asocia con enfermedades graves y una calidad de vida disminuida”, revela el trabajo de investigación publicado por la revista especializada Nature.

- Advertisement -

La investigadora Laura V. Danai y un grupo de colegas llevaron a cabo el estudio sobre la descomposición del tejido que se produce antes del diagnóstico del cáncer pancreático en seres humanos y antes del desarrollo de cáncer de páncreas en estadio temprano en ratones.

El equipo descubrió que si las células tumorales pancreáticas se trasplantaban en ratones debajo de la superficie de la piel, no se producía pérdida de tejido adiposo, mientras que se producía desgaste si las células se transplantaban al páncreas.

Las investigaciones metabólicas de Danai y sus colegas revelaron que los ratones con tumores pancreáticos usan menos oxígeno y producen menos dióxido de carbono que los ratones de control que carecen de tumores. Esto sugirió que la presencia del cáncer podría estar relacionada con una disminución en los procesos implicados en la descomposición de los alimentos y la adsorción de nutrientes.

Para investigar cómo el entorno del tumor pancreático podría causar este cambio metabólico temprano y la pérdida de peso, los autores probaron si la insuficiencia pancreática exocrina era responsable, dado que esto puede ocurrir en el cáncer de páncreas humano. Cuando Danai y sus colegas dieron a los ratones enzimas pancreáticas, el nivel de pérdida de tejido adiposo disminuyó, lo que sugiere que la insuficiencia exocrina pancreática tiene un papel causal en el deterioro del organismo.

Además de regular la función exocrina, el páncreas tiene funciones endocrinas: produce hormonas que regulan el metabolismo. Un componente clave del sistema endocrino producido por el páncreas es la hormona insulina. La insulina facilita la absorción de glucosa en las células, y su ausencia puede causar diabetes.

En ocasiones, la diabetes puede preceder al diagnóstico de cáncer de páncreas en uno o dos años, y puede ser una señal de alerta del problema futuro. Además, el metabolismo anormal de la glucosa puede contribuir a la pérdida de tejido adiposo y esquelético , y la diabetes puede causar insuficiencia exocrina.

Danai y sus colegas observaron niveles más bajos de insulina y glucosa en la sangre de sus ratones modelo en comparación con los niveles en ratones control, y esta disminución en la insulina y la glucosa podría conducir a una mayor descomposición de las grasas almacenadas, lo que podría aumentar el nivel de pérdida de tejido.

El descubrimiento de las expertas es relevante porque los síntomas del cáncer de páncreas nos son fáciles de detectar y se pueden confundir con otros malestares. Algunos de ellos son el color amarillento de la piel y los ojos, la fatiga y el dolor abdominal.

El cáncer pancreático puede ser tratado con cirugía y quimioterapia.