Aumentó 60 por ciento revisión de celulares: CBP

0
7

La revisión de celulares a quienes cruzan las fronteras aumentó en 60 por ciento en el año fiscal 2017, reveló la oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP), que especificó que cerca del 80 por ciento de esas revisiones fueron para no ciudadanos estadunidenses.

La agencia contó un total de 30 mil 200 revisiones de celulares en el año fiscal, lo que se traduce en un aumento del 60 por ciento, comparativamente con el 2016.

Sin embargo, de acuerdo con CBP, esos más de 30 mil casos de inspección a celulares se traducen en solo el 0.007 por ciento de todos los viajeros que llegan a Estados Unidos.

El incremento se registró luego de que CBP anunció que revisaría más celulares de personas que cruzan las fronteras.

La institución no proporcionó cifras específicas de revisiones de móviles a quienes cruzaron por Otay y San Ysidro, las garitas de San Diego, pero sí confirmó que, del total de inspecciones, ocho de cada diez fueron residentes legales o visitantes con cualquier tipo de visa.

Extraoficialmente, con base en comentarios de usuarios de redes sociales, la mayoría de inspecciones que se hacen a celulares en San Ysidro y el paso peatonal PedWest son para viajeros que tienen “visa láser”, o pase para residentes de la frontera, al solicitar la forma I-94, que les permite ingresa más allá de las primeras 25 millas.

Pero las revisiones se pueden llevar a cabo tanto al solicitar visa como al entrar al país, y en ambos casos la decisión de revisar los celulares queda en manos de oficiales tanto de visas del Departamento de Estado, como de CBP o de agentes del Departamento de Seguridad Interior (HSD).

Los inspectores de CBP están autorizados para revisar celulares, móviles, computadoras portátiles, y otros equipos a toda persona que entra al país, también a los ciudadanos estadunidenses.

Según la información que perciban, los inspectores también pueden confiscar los aparatos.

Al presentar el informe, CBP también presentó nuevos lineamientos para ese tipo de inspecciones: los agentes por lo general pedirán a los propietarios que pongan sus celulares o móviles en “modo de vuelo” para no ingresar a historiales de búsqueda de los pasajeros.

En otras palabras, los inspectores solo revisarán los datos, fotos, textos y videos que se encuentran físicamente en los dispositivos al momento de inspeccionarlos, no el historial de búsqueda.

Pero también, tanto los oficiales de visas como los fronterizos, pueden revisar hasta con cinco años de antigüedad cuentas de redes sociales como Facebook, Twitter e Instagram, entre otras.

Los inspectores pedirán a los viajeros sus contraseñas, pero si se les niegan, pueden eliminar las contraseñas actuales para sustituirlas.

Si los extranjeros se niegan a presentar celulares o móviles, les pueden negar la entrada al país y, de todos modos, revisar los aparatos.

Los oficiales decidirán si los viajeros no deseaban entregar sus móviles porque contienen informaciones incriminatorias, por lo que serían entregados a agencias como la Oficina de Investigaciones Federales (FBI).

Para los ciudadanos que se nieguen a entregar sus móviles, CBP los puede confiscar hasta cinco días. También en esos casos puede informar a otras agencias federales.

Manuel Ocaño

Ellatinoonline.com

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.