Sigue en misterio el crimen de ex alumna de Morse High School, asesinada hace más de dos décadas

0
11

SAN DIEGO.- La joven Crystal Odom fue asesinada cuando tenía 18 años de edad, en la primavera de 1995 y aunque uno de los señalados como presuntos autores del crimen, Aswad Walder, de 40 años de edad, encara su tercer juicio, su madre, Gloria Jiménez, sigue reclamando que se haga justicia en el caso.

El hecho se produjo hace más de dos décadas “cuando un miembro de una pandilla abrió fuego contra un rival percibido, pero mató a la novia de la víctima en un tiroteo de carro a carro, en una gasolinera de la comunidad de Encanto.

Durante este tiempo han prevalecido versiones contradictorias sobre el hecho, a grado tal que los distintos jurados que se han encargado del caso, se han declarado, hasta ahora, confudidos e incompetentes de poder llegar a “un juicio justo” en el caso.

Hace más de un año, en noviembre del 2016, la madre de Crystal, una ex alumna de Morse High School, visitó El Latino San Diego para participar del inicio del juicio a los presuntos autores del crimen, pero hasta ahora el caso sigue empantanado.

“Desde entonces he tenido que tomar pastillas para poder conciliar el sueño, pues no hay día que no la tenga presente”, declararía entonces Gloria, quien con apoyo de amigos y familiares ha creado una fundación que lleva el nombre de la muchacha.

Miembro de ROTC

Cabe hacer mención que Crystal Odom, quien fuera miembro de ROTC y aspiraba culminar sus estudios para servir como oficial y poder ayudar a las personas, fue asesinada cuando conducía en El Cajón un vehículo en compañía su pequeño hijo y su esposo, luego de que se le emparejara otro auto con cuatro afroamericanos a bordos, uno de los cuales le dispararía, lo que le costó la vida, según la descripción aportada por su madre, Gloria.

“Yo me preguntó por qué tardaron tanto para resolver un crimen que pudieron haber resuelto hace 20 años”, dijo la madre de Crystal, al mostrar fotos de un periódico local en el que se observan decenas de expedientes archivados en una vieja bodega.

“Ahí había estado el expediente de mi hija y es que siempre sacan los que consideran que ‘son prioridad’ y se quedan congelados los casos más viejos”, expresó Gloria Odom, quien dijo se lamentó de la inacción policiaca en el caso.

Pero la realidad no es tan optimista como la madre la veía entonces.

La versión oficial

No obstante, de acuerdo con la versión oficial, Odom conducía un automóvil con su novio, Curtis Harvey, y su hija de 10 meses, Aaliyah. Tanto Harvey como su hijo escaparon de una lesión.

El vicefiscal de distrito David Bost le dijo al jurado que Harvey no era un miembro de la pandilla pero tenía amigos que sí.

Las víctimas estaban en territorio de pandillas rivales cuando se detuvieron para comprar gasolina en la calle 69 y la avenida Imperial a eso de las 10:30 p.m.

Odom y Harvey se inquietaron después de notar un auto lleno de gente en el estación y se fue sin obtener gasolina, dijo Bost.

El auto que contenía a Walker y otros cuatro hombres siguió a Odom y tiró junto a 65th Street y Akins Avenue. Sonaron tres o cinco disparos que pegaron a Odom en la cabeza y el cuello, dijo el fiscal.

Arrojaron el cuerpo a su casa

Harvey tomó el control del auto y le arrojó a la víctima la casa de la madre, donde murió, dijo Bost.

Cuando se entrevistó al día siguiente, Harvey le dijo a la policía que pensaba que él reconoció al pasajero del asiento delantero en el carro del tirador, a quien identificó como Walker – de la escuela secundaria, Bost afirmó ante el jurado.

Walker y otra persona en el auto del tirador, Jamar Phillips, dijeron a la policía estaba en el automóvil pero no hubo disparos, según el fiscal.

Pero en 2005, Harvey cambió su historia para decir que Walker estaba en el asiento trasero, el fiscal le dijo al jurado.

El caso permaneció sin resolver hasta 2015, cuando Phillips fue entrevistado y dijo a los detectives que Walker era el tirador, indicó Bost.

Phillips era un menor en el momento del asesinato y fue procesado en el Tribunal de Menores, pero no recibió más tiempo en la cárcel, dijo el fiscal.

En su declaración de apertura, la abogada defensora Jane Kinsey dijo que Harvey era borracho y fumaba marihuana el día del asesinato.

Cuando fue entrevistado después del asesinato, Harvey le dijo a la policía que no vio quien le disparó a Odom, afirmaría Kinsey.

Versiones contradictorias

Ella dijo que la policía cuestionó la historia de Harvey de que sólo él, Odom y su hija estaba en el coche esa noche porque su sangre estaba en la parte trasera, encontrándose una huella sangrienta en una ventana y el asiento trasero.

Después de identificar a Walker como el presunto pistolero, Harvey preguntó al detectives qué pasaría si tuviera al tipo equivocado, Kinsey le dijo al jurado.

El abogado defensor dijo que Phillips le dijo a la policía lo que querían escuchar – que Walker fue el tirador – para poder salir de la cárcel y regresar a su familia

Kinsey dijo que había más preguntas que respuestas en el caso y instó al jurado a no condenar a su cliente por algo que no hizo.

Horacio Rentería

Ellatinoonline.com

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.