Los complementos siempre suman

0
7

Los complementos recuperan su poderío y brillo con deliciosas texturas, atractivos colores y soberbios bordados que se ocupan de sumar enteros al estilismo.

DESTACADOS.

• Como los accesorios van íntimamente ligados a la moda, y este año están en auge los diseños de la década de los 20, arrasan las tiaras y diademas de brillantes, los collares de perlas, los fulares de plumas, los bolsos limosneras, los casquetes repletos de pedrería, las sandalias con tacones infinitos y los zapatos anudados al tobillo.

• Las flores se prenden en zapatos, bolsos, collares y pendientes y ofrecen una lección de botánica. Observando las tendencias, parece que las sandalias son un terreno fértil en el que se cultivan llamativas margaritas, esculturales orquídeas y hermosas peonías y rosas.

• Con o sin montura, las gafas se presentan a todo color. Tonos luminosos y favorecedores que se prenden en monturas y cristales para proteger la mirada de la mujer.

Bisutería de autor, bolsos con flores, clutches” de colores, zapatos de salón con punta de metal, gafas redondeadas, sandalias estampadas, sombreros y tocados, cinturones tipo corsé y gargantillas doradas son algunos de los complementos mas deseados de esta temporada.

Para realzar los vestidos flipper de corte recto con corte a la cadera y largo hasta la rodilla, los estilistas apuestan por accesorios tan vistosos como exagerados collares largos de perlas, brazaletes, pulseras y anillos- que transportan hasta aquellos felices años veinte, una década vibrante y festiva en la que la mujer brillaba con luz propia.

CON FLORES.

Las flores se prenden en zapatos, bolsos, collares y pendientes y ofrecen una lección de botánica. Observando las tendencias, parece que las sandalias son un terreno fértil en el que se cultivan llamativas margaritas, esculturales orquídeas y hermosas peonías y rosas.

La firma Blumarine forra literalmente las sandalias con flores de varios colores y Alexander McQueen, con delicados pétalos confeccionados con rasos y sedas. Prada, Missoni, Giorgio Armani y Vivien Westwood, cada uno en su estilo, son algunas de las firmas que se apuntan a esta moda.

Para las que no deseen flores, la moda, siempre caprichosa, propone zapatos y sandalias de piel y plexiglás, plástico que deja ver la anatomía del pie, o bien modelos llamados nuevo lady que llegan de la mano de Prada, Rochas y Versace.

En tocados, casquetes, sombreros y “bandeaux” también se prenden soberbias flores de tejidos naturales que florecen de manera exquisita. Basta mirar los tocados estilo Frida Kahlo de Moschino.

Con o sin montura, las gafas se presentan a todo color. Tonos luminosos y favorecedores que se prenden en monturas y cristales para proteger la mirada de la mujer.

Mientras que Carolina Herrera apuesta por los verdes, Marni prefiere los morados y Dolce Gabbana los azules y amarillos para crear modelos muy femeninos.

Fiel a sus afamados estampados lineales y geométricos, Missoni propone gafas en forma de mariposa en tonos marrones, negros y blancos. Deportivas y masculinas resultan las siluetas de Carrera y Ray Ban.

Esta temporada el oro adquiere protagonismo en la bisutería y joyas de autor, creadores que se decantan por piezas de grandes y rotundas. Así, Elie Saab adereza sus hermosos vestidos con gargantillas de bolas, Louis Vuitton con cuellos rígidos troquelados, Dolce&Gabbana con collares y pendientes trabajados con infinidad de monedas.

Mas atrevidos y rompedores resultan los diseños escultóricos, rugosos y articulados de las firmas Dior y Gucci.

Carmen Martín. EFE

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.